By Platon

Show description

Read Online or Download Diálogos II - Gorgias-Menéxeno-Menón y Otros PDF

Similar literatura y ficcion books

Contra el viento del norte

Leo Leike gets a message from an unknown lady named Emmi. although it used to be despatched to him via mistake, Leo, an informed and courteous guy, solutions. Attracted by way of his reaction, she writes to him back, and as soon as their discussion starts off, it is just a questio

Los Conflictos del Siglo XX: La Segunda Guerra Mundial

En esta serie, conformada por seis t#237;tulos, el lector encontrar#225; los hechos hist#243;ricos m#225;s significativos del mundo contempor#225;neo desde los angeles Primera Guerra Mundial hasta nuestros d#237;as. Es esta una obra deconsulta, especialmente dise#241;ada para todos aquellos que no s#243;lo deseen conocer en detalle el desarrollo cronol#243;gico y armamentista decada uno delos conflictos, sino tambi#n, y quiz#225;s lo que es m#225;s importante a#250;n, entender las causas de estos enfrentamientos entre los distintos pueblos y Estados ysus repercusiones enla geopol#237;tica genuine.

Grán Sertón: Veredas

All our books are fresh. We send around the globe

Additional resources for Diálogos II - Gorgias-Menéxeno-Menón y Otros

Example text

De ningún m odo, pero son p arte de la m ism a actividad. P ol. — ¿A qué actividad te refieres? Sóc. — Temo que sea un poco ru d o decir la verdad; no me d e c id o r^ h a c e rlo por Gorgias, no sea que piense que yo ridiculizo su profesión. Yo no sé si es ésta la re tó ric a 463a que p ractica Gorgjas, pues de la discusión a n te rio r no se puede d ed u c ir claram en te lo que él piensa; lo que yo liarno re tó ric a es una p arte de algo que no tiene nada de bello. Gor. — ¿De qué, Sócrates?

Por consiguiente, adm irable Polo, de nuevo ves que si, al h ac er lo que a uno le parece, le sigue u n a utili­ dad, esto es el bien y, según parece, esto es ten er gran po­ der; en caso contrario, es un m al y un poder m ínim o. Exab m inem os lo siguiente: ¿No hem os aco rd ad o que algunas veces es m ejo r h ac er lo que decíam os, co n d en ar a m u er­ te, d e s te rra r y p riv a r de los bienes, y que o tra s veces no lo es? P ol. — C iertam ente. Sóc. — Según parece, en este punto estam os los dos de acuerdo.

T ucídides (II 100,2) dice Que dio m ás im pulso a la potencia m ilita r de su pueblo que los ocho reyes que le precedieron. Platón no juzga aquí m ás qu e la ruindad m oral de sus acciones. Véase 525d. Su padrej P erd icas II, reinó desde 450 a 413 en c o n tacto s a lte rn a tiv a m en te am igables y hostiles con Atenas. en justicia estaría som etido a él y sería feliz, según tu opi­ nión. P ero la verdad es que se ha hecho increíblem ente desgraciado, p u esto que ha com etido las m ayores injustib cías.

Download PDF sample

Rated 4.90 of 5 – based on 32 votes